Mmmm.... sospechoso

sábado, 2 de julio de 2011

El comienzo de una larga despedida

Ya no puedo atrasarlo mas. Poco a poco voy avisando a mis amistades, familia y pacientes de mi partida.
Hoy tocó avisar a mi paciente  "a domicilio".
Al terminar la sesión de hoy, después de notar un ligero retroceso en su fuerza, hablé con su hija y le dije la noticia.
Al decirle  a mi pacientita que me iba se soltó a llorar con un sentimiento tal, que no pude mas que morderme el labio y aguantarme las lágrimas.

Hablé con ella, le dije que necesitaba que estas 4 semanas que nos quedaban juntas le echara todas las ganas para irme tranquila.

Le bese la mano y le agradecí sus lágrimas porque se que significa que me estima. Le dije que yo también la quería mucho.

Saliendo lo mas rápido que pude de la casa me subí a mi carro y ahora sí derrame mis lágrimas mientras me iba.

4 comentarios:

  1. Sé lo que sentiste, te quieres marchar sin marchar. Es dificil decir "Me voy" pero siempre hay regresos :) Primero Dios.

    saludines

    **Alma**

    ResponderEliminar
  2. Hay las despedidas!

    Como bien dice Alma, te quieres marchar sin marchar, yo imagina que no voy a ver a mi abuela por no despedirme, y eso que vive en la misma ciudad!

    Besos

    ResponderEliminar
  3. cuando yo me vine por promera vez a estudiar aca en el 2005, mi familia me hizo una comida de despedida, todos dijeron muchas palabras, me cantaron canciones y bueno, lloré como magdalena. cuesta trabajo, pero ni modo, veras que te va a ir bien y mas si eres aventurera. hay gente que no puede salir de su pais por que se deprime, pero tu que puedes, aprovechalo todo!! lo bueno, lo malo, todas las maravillosas experiencias que vas a tener... y no te olvides de contarnos como te va...

    ResponderEliminar
  4. Qué difícil, pero como dice la Negra, vive al máximo todo lo que estás pasando. Viene la realización de uno más de ts sueños, y el dolor de las despedidas es un paso necesario y, además, quiere decir que te quieren muchas personas y que te van a extrañar mucho.
    Te deseo lo mejor.
    Y sí, cuéntanos todo, por fa!

    ResponderEliminar